Se manifiestan dueños de cantinas, pulquerías y bares. Piden permiso para reabrir sus negocios que dicen se encuentran en riesgo de quiebra.

.